México

Amenazas contra el Estado laico

Mundo · Jorge E. Traslosheros
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 0
17 marzo 2010
En más de una ocasión Benedicto XVI ha dicho que el Estado laico es uno de los grandes logros de la civilización y que, como tal, debe ser defendido y promovido. Estas palabras están en sintonía con el Concilio Vaticano II en su declaración Dignitatis Humanae,  que versa sobre la libertad religiosa. La promoción de la libertad religiosa forma parte de lo más granado de las enseñanzas actuales de la Iglesia, por lo que un buen católico debe ser un defensor natural del Estado laico. Quienes actúen en contrario se alzan contra el magisterio.

Esto es así porque la laicidad propuesta por la Iglesia, en oposición al laicismo, entiende que la libertad religiosa es un derecho humano fundamental y que el Estado está obligado a reconocerle sin regateos, manteniendo una posición equidistante frente a todas las religiones. Así, el Estado laico está muy lejos de pretender neutralidad alguna pues se manifiesta claramente a favor de la libertad religiosa sin adjetivos, como parte sustantiva de la vigencia de los derechos humanos que regulan y dan cuerpo a un auténtico Estado de Derecho. Se trata de una propuesta incluyente que alienta la participación ciudadana en la construcción del bien común. Libertad religiosa y Estado laico son condición necesaria para una convivencia social marcada por la pluralidad cultural.

Las amenazas contra la vigencia del Estado laico en México no provienen de las iglesias cristianas. Me parece apenas obvio y sano que los cristianos, con sus iglesias, pretendan participar del debate público en temas que son de su interés y que tienen que ver con el diseño de nuestra cultura. Esta participación es necesaria al desarrollo de una sociedad civil independiente que, como bien sabemos, es condición de la convivencia democrática. Las amenazas contra el Estado laico provienen de quienes buscan cancelar esta libertad como son los laicistas y los fundamentalistas. 

El laicismo sólo puede ser sostenido mediante el ejercicio de la violencia directa, velada o simbólica contra la persona religiosa y sus organizaciones, mediante la persecución directa o de baja intensidad. El laicismo pretende la cancelación del derecho de participación y libre expresión en los asuntos públicos de las personas que profesan alguna religión, así como la limitación a sus organizaciones civiles como son las iglesias.

El hermano gemelo del laicismo es el fundamentalismo religioso que pretende lo mismo, pero de signo contrario. Es curioso que ambos tengan como objetivo, explícito o implícito, el control corporativo o bien el desmantelamiento de los cuerpos intermedios de la sociedad que se resistan al control efectivo o ideológico, que para el caso es lo mismo. La experiencia histórica nos enseña que los ataques a las libertades y cuerpos intermedios de la sociedad civil son el principio de un Estado autoritario, algo que los mexicanos ya hemos conocido hasta la náusea y que nadie, en su sano juicio, puede pretender que regrese, a menos que se trate de un laicista patón o de un fundamentalista religioso. Al final del día, se trata de hermanos gemelos que justifican su existencia el uno en el otro. No es casualidad.

Noticias relacionadas

El voto y la rabia
Mundo · Javier Folgado
Europa ha suspirado aliviada ante la victoria de Macron en Francia ante las dudas que suponía el europeísmo de Le Pen en un contexto marcado por la amenaza rusa. ...
11 mayo 2022 | Me gusta 2
Una lección desde Ucrania
Mundo · Giorgio Vittadini
Primero la crisis financiera, luego el peligro del terrorismo, después el Covid-19 y ahora, cuando la pandemia parecía menos agresiva, la guerra. Parece que los desastres colectivos nunca tienen fin, y traen una sensación de derrota casi inevitable....
5 mayo 2022 | Me gusta 3
Francia y el sentido posmoderno
Mundo · Ángel Satué
En la primera vuelta de las elecciones presidenciales francesas se palpa el sentir de la Nación francesa. Las primeras preferencias del ciudadano francés. En la segunda vuelta, en cambio, se piensa en términos de mal menor, algo no muy de la diosa Razón pero que coloca presidentes en el Elíseo....
22 abril 2022 | Me gusta 4
Ver la belleza despierta el corazón
Mundo · Emilia Guarnieri
Estamos hechos para la belleza. ¿Pero con qué ánimo podemos hablar de belleza en medio de la guerra de Ucrania? ¿Qué puede arrancarnos de la nada?...
20 abril 2022 | Me gusta 2