Se va el Rey de todos

España · Valentí Puig
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 285
2 junio 2014
En época de filtraciones y de revelación de archivos de seguridad nacional la pauta de discreción de la Zarzuela ha sido excepcional. Según lo que se va sabiendo, el Rey Juan Carlos había tomado la decisión de dejar la Corona hace ya meses. La primera valoración de esta noticia es el valor inapreciable de la continuidad monárquica que constitucionalmente es la cúpula de la España de la libertad y de las alternativas estables.

En época de filtraciones y de revelación de archivos de seguridad nacional la pauta de discreción de la Zarzuela ha sido excepcional. Según lo que se va sabiendo, el Rey Juan Carlos había tomado la decisión de dejar la Corona hace ya meses. La primera valoración de esta noticia es el valor inapreciable de la continuidad monárquica que constitucionalmente es la cúpula de la España de la libertad y de las alternativas estables.

El comportamiento de Urdangarín ha dañado el prestigio de la monarquía en los últimos tiempos. Don Juan Carlos había mantenido la Corona como el hecho más valorado de la vida pública española. El deterioro de los últimos tiempos no era específico de su reinado puesto que los precedentes entre las otras monarquías españolas era manifiesto. Ni las monarquías son inmunes a la intromisión de los ´paparazzi´. Pero esos factores son circunstanciales si se tiene en cuenta el significado impagable del reinado de Juan Carlos, su papel como motor de la transición política y de la concordia nacional que quedó formulado por la Constitución de 1978.

Al final, solo eso importará, porque solo en lapsos breves se interrumpió la continuidad de la monarquía hispánica en los tres últimos siglos: 1808, 1868 y 1931. Si se quiere creer que la monarquía es un sistema simbólico ya obsoleto, la pervivencia de las monarquías europeas o la japonesa es una refutación muy clara. Es el valor histórico de la monarquía constitucional, que interconecta generaciones, territorios e identidades. Juan Carlos ha sido un Rey de todos. El Príncipe de Asturias también va a serlo.

Noticias relacionadas

La política y las identidades
España · F.H.
Es nefasto que la religión se convierta en política. Sabemos lo que eso significa en la India, en Pakistán, en Oriente Próximo y en algún rincón más del mundo. Es nefasto que la religión se convierta en política pero es casi tan nefasto o más que la política se convierta en religión. ...
26 mayo 2021 | Me gusta 4
El penúltimo escalón de la razón
España · F.H.
El niño que me pidió limosna me dio el bendito momento en el que te implicas, en el que el búnker de tu profesionalidad neutra se abre y te sale de la cabeza una pregunta: ¿qué será de él?...
21 mayo 2021 | Me gusta 7
La libertad más allá de los moralistas
España · F.H.
La pandemia, mira por dónde, ha vuelto a poner de moda la palabra libertad. En realidad para nosotros, la gente moderna, la palabra libertad siempre ha estado de moda, ha sido quizás la palabra esencial, la más importante, la que más nos ha hecho vibrar. ...
12 mayo 2021 | Me gusta 6
Un mena: 4.700 euros
España · C.M.
Lo que más me entristeció de ese día fue tener la tentación de mirar hacia otro lado. ...
3 mayo 2021 | Me gusta 5