Relativismo demócrata

Mundo · Lorenzo Albacete
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 0
23 diciembre 2010
En un artículo publicado el pasado 17 de diciembre en el New York Times, el columnista Charles M. Blow proponía varias cuestiones para reflexionar sobre lo que está sucediendo políticamente en Estados Unidos en vísperas del año nuevo.

El artículo, con el provocador subtítulo "La purga de los partidos", partía de un hecho: "La extrema izquierda echa espuma por la boca". Blow se refería al "nivel casi apologético" de agitación que se vive entre los progresistas tras el compromiso anunciado por Obama para recortar los impuestos. La ley que el presidente firmó la semana pasada "ha mostrado una falla sísmica en el monolito demócrata, entre progresistas por un lado y moderados por el otro, los primeros bien visibles y los segundos apenas perceptibles".

La pregunta que plantea es ésta: "¿Tienen futuro en el Partido Demócrata las posiciones moderadas, especialmente las conservadoras, o el partido se está preparando para realizar una purga parecida a la que hemos visto en la derecha?". La conclusión de Blow es que, "en cierto modo, parece que prevalece la segunda hipótesis".

Blow examina en su artículo los resultados de las encuestas. Según Gallup, "el porcentaje de demócratas que se definen progresistas ha subido casi un tercio entre los años 2000 y 2007, y por primera vez iguala al porcentaje de los que se definen moderados. En el mismo periodo ha bajado el porcentaje de demócratas conservadores. En el año 2000, entre demócratas progresistas y conservadores había un margen relativamente pequeño; ahora los demócratas progresistas duplican a los conservadores".

Según Blow, a pesar de que los datos favorecen a los demócratas, en un futuro próximo "las cosas podrían complicarse porque los republicanos y los independientes cada vez son más conservadores mientras que los progresistas siguen siendo, con mucho, el grupo ideológico más pequeño". El progresismo se mantiene, observa Blow, como una "posición de las costas" pero se deja fuera a gran parte del interior de los USA, sobre todo en el sur. De hecho, las elecciones de noviembre barrieron a todos los demócratas del sur. "A menos que los demócratas quieran renunciar al sur, tendrán que mantener un espacio abierto para las posiciones moderadas y conservadoras".

Otro problema para la izquierda progresista es que muestra "un apetito insaciable por devorar a los suyos". Según otro sondeo de Gallup, resulta que la valoración de Obama entre los demócratas progresistas ha bajado un 10% desde el 1 de noviembre, mientras que permanece estable entre los demócratas moderados. Para Blow, esto se debe a "la decisión generalizada y excesiva, por parte de los ultraprogresistas, de autoproclamarse como la inteligencia del partido. Según ellos, Obama tiene que pagar por haber abandonado a sus ‘bases progresistas'".

Citando al cómico Bill Maher, Blow observa: "Estos progresistas de extrema izquierda preferirían combatir contra el amigo que los ha defraudado antes que concentrar sus fuerzas para enfrentarse al enemigo que les quiere destruir. Es algo que no podemos decir de la derecha, que sólo busca la victoria. Sin embargo, son demasiados los progresistas que se limitan a buscar motivos para lamentarse". Blow termina diciendo: "Si la gran apertura demócrata se reduce a la pequeña piedra del progresismo, entonces sí que tendrán razones para llorar".

Por lo que a mí respecta puedo confirmar esta batalla, que veo entre mis amigos demócratas progresistas, la mayor parte moderadamente progresistas. Con inteligencia, empiezan a poner en discusión la ideología progresista, pero su "relativismo" les impide seguir adelante con disp0nibilidad para descubrir la Verdad que no nos esclaviza, sino que nos libera.

Están paralizados frente al riesgo de aceptar que la única vía para salvar el bien que pueden hacer es renunciar a la Verdad que les atrae para descubrirla en Uno que es la Verdad. Y así siguen, bañados en lágrimas. A todos ellos, a mis lectores, y a mí mismo, deseo una Navidad y un año nuevo de paz. La Verdad se ha hecho carne.

Il Sussidiario

Noticias relacionadas

Librarnos de las batallas culturales
Mundo · Francisco Medina
El pasado 24 de junio, la Supreme Court norteamericana dictó sentencia en el que venía a rectificar el criterio sentado en pronunciamientos anteriores en relación a la cuestión del aborto (en concreto, en la famosa Sentencia Roe vs. Wade y en otra, Planned Parenthood of Southeastern Pa. vs...
1 julio 2022 | Me gusta 1
La violencia nunca es la última palabra
Mundo · Pierluigi Banna
Este año Pentecostés no solo se celebró en la iglesia de San Francisco en Owo (Nigeria) sino que se “consumó”. El martirio, que nunca debe buscarse directamente, siempre representa un reclamo potente al verdadero sentido de Pentecostés, no solo para los cristianos sino también para quien...
17 junio 2022 | Me gusta 1
Elecciones legislativas francesas: LIF y 3i
Mundo · Ángel Satué
En Francia hay elecciones legislativas este fin de semana. Una nueva primera vuelta, en un país que viene dividido de serie de las elecciones presidenciales, y que se dividirá aún más políticamente si en cada circunscripción se va a una segunda vuelta, pues en estas se vota para que otro no...
10 junio 2022 | Me gusta 2
En el mundo irreal de Putin, cualquier mentira vale
Mundo · Adriano dell'Asta
En los días que siguieron a la invasión de Ucrania se planteó muchas veces el tema de su posible justificación, una cuestión incluida en el orden del día por el mismo Putin, con una relectura de la historia que tiene unas características digamos que un poco fantasiosas pero que permiten sin...
24 mayo 2022 | Me gusta 0