Entrevista a Benigno Blanco, presidente del Foro de la Familia

`Ojalá el manifiesto de CL sobre el aborto sea muy leído`

España · José María Gutiérrez Montero
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 452
4 marzo 2014
¿Qué le ha parecido el manifiesto?Muy oportuno, porque pone de manifiesto con gran fuerza tanto el drama de la mujer que se plantea abortar como la necesidad por honradez intelectual de no hablar sobre el aborto olvidándose del no nacido cuya vida es lo que está en juego. Centra así el manifiesto los dos parámetros relevantes en este asunto y lo hace poniendo de manifiesto la realidad humana en juego como parámetro para formarse un juicio.

¿Qué le ha parecido el manifiesto?

Muy oportuno, porque pone de manifiesto con gran fuerza tanto el drama de la mujer que se plantea abortar como la necesidad por honradez intelectual de no hablar sobre el aborto olvidándose del no nacido cuya vida es lo que está en juego. Centra así el manifiesto los dos parámetros relevantes en este asunto y lo hace poniendo de manifiesto la realidad humana en juego como parámetro para formarse un juicio.

Me gusta que el manifiesto deje expresa constancia de que no se trata de imponer una ley diseñada a priori como si éste fuese un debate jurídico-formal abstracto; sino de sembrar un amor incondicional que vaya más allá de las leyes para acoger a las personas. Las leyes justas son necesarias, pero a continuación hay que poner amor, acogida disponibilidad para con la mujer embarazada y con el niño que crece en su seno.

El amor privado sin leyes justas no tendría fuerza suficiente para crear una verdadera cultura de la vida permanente en el tiempo. Leyes justas sin compromiso personal de amor al que sufre y necesita apoyo no ayudaría a crear personas buenas, que son las que sostienen sociedades justas. Ojalá sea muy leído este manifiesto.

Se habla en nuestra sociedad en este momento de la libertad de la mujer. En el texto se asegura que la libertad tiene que estar vinculada a la realidad, a la realidad del no nacido. ¿Puede ser esa una respuesta para el debate actual?

La libertad humana entendida como el mero derecho a decidir, es decir, como pura ausencia de coacción, es un mero dato de hecho que hace posible la verdadera libertad moral; pero no es fuente de criterio ético ni puede serlo. El drama de la modernidad es que no entiende esta simple consideración y cree que la bondad moral radica en la libertad desvinculada; cuando de verdad es en la vinculación de la libertad con el bien realmente existente donde reside la moral.

Por eso, pretender justificar el aborto quedándose en el plano del derecho a decidir es huir del tema, es rehuir el debate. El manifiesto pone de manifiesto con acierto esta trampa demagógica tan frecuente estos días en España.

Frente a un ser humano vivo –y el concebido aún no nacido lo es–, será correcta la conducta de quien (o la ley que) lo trata como algo bueno y digno de respeto; y será inaceptable la conducta de quien (o la ley que) lo trata como algo digno de ser destruido, como si de algo malo o sin valor se tratase. El criterio no es la libertad de autodeterminación del agente, sino si su conducta respeta o no lo bueno existente, la vida.

En este análisis el manifiesto es profundamente clarificador.

¿Es apropiado vincular soledad y ausencia de significado al aborto?

Los seres humanos somos relacionales, familiares, sociales; no nos podemos entender ni realizar en soledad. Todo drama humano debe analizarse en perspectiva interpersonal: ni un aborto ni una eutanasia, ni un suicidio son algo puramente individual carente de trascendencia para los demás. Una sociedad que se desentiende del suicidio, de la eutanasia o del aborto como si solo afectasen al ´derecho a decidir´ de un individuo, es una sociedad que no se entiende a sí misma porque no entiende a los hombres que la constituyen. Una sociedad que se acostumbra o legitima las soluciones violentas privatizadas a los problemas humanos es tan injusta como la que se acostumbra o legitima las soluciones violentas estatalizadas. Esta es la línea de fondo que hace semejantes los problemas de la sociedad relativista actual con los de las sociedades totalitarias del reciente pasado.

Pincha aquí para leer el manifiesto de CL

Noticias relacionadas

Joseba Arregi. Un abrazo para la eternidad
España · Juan Carlos Hernández
“Todos compartimos esa base de debilidad, de sufrimiento, de dolor, de ser contingentes, de tener que morir. Desde ahí podemos encontrarnos unos a otros”. Hace unos meses escribía esto para nuestro periódico nuestro querido amigo Joseba Arregi, que ha fallecido en Bilbao tras una larga y dura...
15 septiembre 2021 | Me gusta 3
El estado anímico del votante
España · Javier Folgado
A pesar de todas sus diferencias ideológicas, a María, Jesús, Daniel, Laura les preocupan más o menos las mismas cosas en su día a día....
2 julio 2021 | Me gusta 6
Un perdón real y verdadero genera memoria democrática
España · Francisco Medina
En este mundo en que vivimos, el espacio intermedio en el que cada uno de nosotros hace acto de presencia, inter-accionamos. Ejercemos nuestra posibilidad de actuar, fruto de una decisión nuestra, y podemos generar un mundo más humano… o no. Para bien o para mal, nuestras acciones pueden generar...
1 julio 2021 | Me gusta 6