La princesa de Nebraska, de Wayne Wang

Cultura · Juan Orellana
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 0
18 junio 2008
¿Por qué? Por su minimalista y desideologizada forma de aproximarse al tema del aborto. Aunque el film es políticamente correcto y no toma partido, muestra claramente el telón de fondo antropológico de una chica que se plantea abortar: una inmensa soledad, una falta de certezas y una infinita nostalgia de algo verdadero. El estilo de Wayne Wang tiene ecos del mejor Won Kar Wai.

¿De qué va? Una chavala china embarazada viaja de Nebraska a San Francisco para afrontar la cuestión de su bebé: o abortar o venderlo a las mafias.

¿Para quién? Para degustadores del nuevo cine asiático, de ritmo pausado y sugerencias inteligentes. Abstenerse los amantes de Hulk y Misión imposible 3.

Noticias relacionadas

EncuentroMadrid. Más allá del optimismo, la esperanza
Cultura · Elena Santa María
Decía recientemente J.Á. González Sainz en este periódico que lo llenamos todo de ruido, los bares, las tiendas, las calles… pero “un alma está hecha de preguntas y de voces interiores, y si el alma está ensordecida por el ruido el alma no respira”. ...
15 octubre 2021 | Me gusta 3
Wittgenstein y el sentido de la vida
Cultura · Costantino Esposito
Hace cien años se publicaba su Tractatus logico-philosophicus. El filósofo vienés ponía en el centro de su reflexión el límite o la imposibilidad del decir. Solo cuando se acepta el límite del conocimiento se abre el discurso al Misterio. ...
6 octubre 2021 | Me gusta 2