La huelga no merece apoyo

España · P.D.
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 0
27 marzo 2012
La huelga convocada para este jueves por los sindicatos no merece ser apoyada. No es proporcionada una protesta de esa magnitud ante una reforma laboral que no ha terminado de tramitarse en el Parlamento. La huelga es legítima en determinados supuestos extremos que en este caso no se dan.

Desde este medio digital hemos sostenido que la reforma laboral va en el buen camino. Los argumentos de los que la critican exigen atención y debate. Pero intentar parar una España que va camino de los 6 millones de parados para protestar por la reforma del Gobierno implica un claro desajuste entre fines y medios. Y, además, es evidente que la huelga no está convocada por razones laborales.

La del jueves fue siempre una huelga concebida en términos políticos, como instrumento de movilización de cara a las elecciones andaluzas, como herramienta de la oposición. España necesita más que nunca volver a recuperar el sentido del trabajo que implica confianza mutua entre los trabajadores y los empresarios, entre clientes y proveedores. Una cierta colonización ideológica ha provocado que esas relaciones, con demasiada frecuencia, se hayan conflictivizado de un modo artificial. Las encuestas de opinión reflejan, de hecho, un rechazo mayoritario a la protesta.

El jueves será un buen día para acudir al trabajo y para dialogar y pensar juntos, fuera de los esquemas ideológicos, cómo hacer frente al gran reto de levantar nuestro país.

Noticias relacionadas