La división de la UE que Rusia está provocando

España · Paolo Raffone
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 0
13 mayo 2014
Se suceden los llamamientos de algunos líderes sobre la presunta “ilegalidad” del referéndum celebrado pacíficamente el domingo 11 de mayo en las regiones ucranianas de Lugansk y Donetsk. Aquí viven cerca de 6,8 millones de personas (de los casi 45 millones que viven en toda Ucrania). La pregunta planteada a los ciudadanos sobre las legítimas autoridades regionales fue la siguiente: “¿Apoya la decisión legislativa por autogobierno de la región?”. Ninguna referencia a la separación o a la adhesión a la Federación Rusa. ¿Dónde está la ilegalidad?

Se suceden los llamamientos de algunos líderes sobre la presunta “ilegalidad” del referéndum celebrado pacíficamente el domingo 11 de mayo en las regiones ucranianas de Lugansk y Donetsk. Aquí viven cerca de 6,8 millones de personas (de los casi 45 millones que viven en toda Ucrania). La pregunta planteada a los ciudadanos sobre las legítimas autoridades regionales fue la siguiente: “¿Apoya la decisión legislativa por autogobierno de la región?”. Ninguna referencia a la separación o a la adhesión a la Federación Rusa. ¿Dónde está la ilegalidad? Solo una treintena de observadores internacionales asistieron a las votaciones –aunque de los 470 periodistas acreditados y de los demás observadores no ha habido ni rastro– que llevaron a las urnas a casi el 70% de los ciudadanos con derecho a voto.

El 7 de marzo, Rusia, por boca del propio presidente Putin, había pedido a las fuerzas pro-federación ucraniana que se pospusiera el referéndum. De hecho, las fuerzas aéreas militares del nuevo gobierno ucraniano se arriesgaron a provocar un grave incidente militar y diplomático con Rusia. El 10 de mayo el viceprimer ministro ruso Dmitry Rogozin volaba desde Kishinev, la capital de Moldavia, hacia Rusia cuando un MIG ucraniano le obligó a retroceder. Simultáneamente, Rumanía, con el apoyo de la OTAN, declaró que su espacio aéreo no estaba abierto para ese vuelo por respeto a las sanciones de la UE impuestas a Rusia. Después de varias negociaciones, Rogozin decidió ignorar las prohibiciones y entró en Rusia. El incidente no tuvo lugar, pero ahí queda. Por ironías del destino, hay que decir que Rogozin fue embajador ruso en la OTAN desde enero de 2008 hasta diciembre de 2011, cuando la OTAN cortejaba a Rusia en nombre del famoso “reset” de Hillary Clinton.

Mientras tanto, la Alemania de Merkel está mostrando un evidente malestar por las decisiones e interferencias de EE.UU en los asuntos de la vecindad alemana, Polonia y Ucrania. El prestigioso periódico alemán Bild ha denunciado la presencia de casi 400 operarios de la CIA y del FBI en Kiev para dirigir las operaciones del gobierno local en materia de seguridad nacional y antiterrorismo. El 11 de mayo, el mismo diario publicó un artículo con dos “leak” muy relevantes: la confirmación por parte de los servicios secretos alemanes de la presencia de 400 hombres de la compañía Academy (conocida como Blackwater por el trato inhumano que prestaba a los prisioneros en Iraq y Afganistán) para la realización de “operaciones anti-guerrilla en el este de Ucrania”. Después, el servicio de inteligencia alemán, el BND, declaraba en Die Welt que los servicios secretos norteamericanos le habían comunicado que “pilotos rusos han recibido la orden de violar el espacio aéreo ucraniano”.

Esta última noticia confirmaría nuestra hipótesis sobre el avión del viceprimer ministro ruso Dmitry Rogozin. Además, la presencia en Ucrania de estos conocidos “mercenarios USA” explicaría lo que ha causado la terrible masacre incendiaria de Odessa. Lo que parece claro es que la canciller Merkel empieza a contestar a los EE.UU en su actitud anti-rusa. Lo que no debería sorprender, puesto que en enero de 2014 se celebró en Munich la 50ª Conferencia Internacional de Seguridad, donde el presidente federal de Alemania, Joachim Gauck, pronunció un importante discurso donde anunciaba el “retorno de Alemania”.

Si bien aún habrá que esperar a ver si estos movimientos preliminares se traducen a la acción política por parte del gobierno alemán, lo que parece es que la UE está hecha pedazos. La Francia de Hollande trata de mantenerse disparando al aire. Alemania intenta desmarcarse de EE.UU, hipotecando así sus posibilidades de suceder a la Alta Representante de la Unión, Catherine Ashton. Italia permanece invisible. Reino Unido calla, a la espera de que se resuelva su propio destino, ante el posible éxito del partido Ukip, que pide su salida de la UE, el resultado del referéndum de independencia de Escocia y la comprometida presencia en Londres de cientos de miles de extranjeros –entre ellos rusos y ucranianos– que suman una fortuna de más de 150.000 millones de euros. La UE respira en un ambiente de parálisis total a la espera del voto del 25 de mayo, el mismo día que las elecciones presidenciales de Ucrania.

Es muy probable que las elecciones ucranianas desemboquen en una violenta guerra civil entre los que quieren un gobierno de Kiev para todos los ucranianos y los que, en cambio, prefieren una Ucrania federal. ¿Qué harán las instituciones europeas y la OTAN? Por ahora se sabe que la OTAN está realizando “ejercicios” militares en Polonia y en tres países bálticos. ¿Sabrá entonces Alemania ser un constructor de la paz en la vecindad oriental y meridional de la UE?

El pasado 2 de mayo, el Wall Street Journal publicó un editorial firmado por Hans Werner Sinn, presidente del Instituto de Investigación Económica, donde aclaraba que “hay que tener en cuenta que la actual crisis en Ucrania está causada por Occidente […]. Después de la masacre de las fuerzas rusas durante la Segunda Guerra Mundial, Alemania pudo beneficiarse de un largo periodo pacífico y gracias a Rusia pudo realizar su reunificación. Por esta razón le incumbe a Alemania la responsabilidad de reducir el conflicto con Rusia”.

Noticias relacionadas

La política y las identidades
España · F.H.
Es nefasto que la religión se convierta en política. Sabemos lo que eso significa en la India, en Pakistán, en Oriente Próximo y en algún rincón más del mundo. Es nefasto que la religión se convierta en política pero es casi tan nefasto o más que la política se convierta en religión. ...
26 mayo 2021 | Me gusta 4
El penúltimo escalón de la razón
España · F.H.
El niño que me pidió limosna me dio el bendito momento en el que te implicas, en el que el búnker de tu profesionalidad neutra se abre y te sale de la cabeza una pregunta: ¿qué será de él?...
21 mayo 2021 | Me gusta 7
La libertad más allá de los moralistas
España · F.H.
La pandemia, mira por dónde, ha vuelto a poner de moda la palabra libertad. En realidad para nosotros, la gente moderna, la palabra libertad siempre ha estado de moda, ha sido quizás la palabra esencial, la más importante, la que más nos ha hecho vibrar. ...
12 mayo 2021 | Me gusta 6
Un mena: 4.700 euros
España · C.M.
Lo que más me entristeció de ese día fue tener la tentación de mirar hacia otro lado. ...
3 mayo 2021 | Me gusta 5