Cuando rezar es pecado

Cultura · Pili S. Montalbán
COMPARTIR ARTÍCULO Compartir artículo
| Me gusta 0
10 febrero 2009
Alguien que abandonó desilusionado este mundo profetizaba que pronto los actos buenos serían considerados como malos y los malos como buenos. Y así sucede. Éste es el caso de la enfermera británica Carolina Petrie, que ofreció una estampa a uno de los pacientes del hospital en el que trabajaba y su cuidador se sintió "preocupado" ante la ¿malicia?, ¿abuso?, ¿intromisión? de la profesional y fue amonestada por sus superiores.

En otra ocasión preguntó a una de las enfermas a su cargo si quería que rezase por ella, y a ésta le faltó tiempo para acusarla ante la dirección de la clínica. Ahora Petrie está suspendida de empleo y sueldo mientras que sus compañeras que colaboran en eutanasias y abortos gozan de irreprochable reputación.

Noticias relacionadas

Con la lámpara encendida
Cultura · Javier Mª Prades López
Publicamos la homilía de Javier Prades durante el funeral de Mikel Azurmendi el pasado 9 de agosto en la parroquia del Espíritu Santo de San Sebastián...
12 agosto 2021 | Me gusta 9